Año nuevo, y eso significa que se avecinan cambios. Es muy habitual durante estas fechas marcarse una serie de propósitos a cumplir durante el año nuevo. ¿Cuáles son los tuyos?

Ahorrar dinero, viajar más, disfrutar más del tiempo con aquellos que realmente te valoran, aparcar las relaciones tóxicas…Hay tantos propósitos de año nuevo como personas en el mundo. Nosotros apostamos por seguir un estilo de vida más saludable.

Sí, somos conscientes de que ya lo intentas gracias a nuestras recetas, pero estar sano no sólo pasa por la alimentación. También es muy importante practicar ejercicio de forma regular, así como cuidar tu salud mental.

Para seguir un estilo de vida saludable es vital cuidarse por dentro y por fuera

La alimentación es clave para gozar de buena salud: comer fruta y verdura cada día es algo básico y necesario para mantener las defensas bajas y procurar que nuestro organismo reciba las vitaminas suficientes para su correcto funcionamiento. En la variedad está el gusto, claro está. Intenta no caer en la rutina de comer siempre lo mismo: una buena forma de varias tu dieta es incorporar alimentos de temporada. En invierno es fácil encontrar verduras como los boniatos, las alcachofas, las acelgas, espinacas y calabaza. Sin olvidarse de la coliflor y el brócoli, dos imprescindibles en toda dieta saludable.

En cuanto a la fruta típica de invierno, encontramos la piña, cítricos como la naranja o la mandarina, y la granada.

Además de una buena alimentación y una rutina de ejercicio semanal, también es importante cuidar tu salud mental. Deshazte de aquellas influencias perjudiciales para tu salud y rodéate de aquellas personas que realmente se preocupan por ti. Si estás bajo presiones o situaciones estresantes en el trabajo, prueba en incorporar ejercicios relajantes en tu día a día.

Te deseamos un 2018 repleto de felicidad, amor y hábitos saludables. ¡No te pierdas nuestros consejos y recetas ricos en fibra!