El estreñimiento es uno de nuestros peores enemigos, sobre todo en verano. El estrés, la mala alimentación, los cambios de temperaturas, el sedentarismo…Todos estos factores son culpables de su aparición en nuestras vidas. Pero ojo, también lo pueden causar nuestras queridas hormonas.

En efecto, ser mujer es sinónimo de que te toque la lotería de la mala suerte. Además de la menstruación y todos los cambios hormonales que eso conlleva, está demostrado que es el sexo que más padece estreñimiento. Y el factor hormonal es un claro indicador de ello.

Hay varios tipos de estreñimiento causado por las hormonas:

Existe el estreñimiento causado debido al síndrome premenstrual, que se manifiesta con hinchazón general, retención de líquidos y dificultad para ir al baño. Por otro lado está el estreñimiento causado por un desorden hormonal. 

Mientras que el primero es algo bastante habitual en las mujeres, el segundo nos indica que hay un desorden hormonal, sea en hombres o en mujeres. El desorden hormonal se puede dar por la falta de vitaminas, por una mala alimentación o incluso por problemas relacionados con enfermedades hereditarias. ¡Es importante acudir a un especialista si notas cambios!

No ir al baño cada día puede convertirse en un verdadero calvario para muchos. Y eso también altera los nervios y nuestro estado de ánimo. Básicamente, es un pez que se muerde la cola.

¿Cómo evitarlo? La clave está en seguir una dieta variada y rica en fibra, además de practicar ejercicio físico de forma regular. Si notáis que el estreñimiento se intensifica durante las épocas de síndrome premenstrual, ¡optad por añadir más frutas y verduras a vuestros platos!

Y lo más importante: no os estreséis. Relax, take it eeeeeasy, como cantaba Mika. De este modo, el estreñimiento será algo pasajero.

Echad un vistazo a nuestra lista de recetas saludables, ¡están toda riquísimas!